LA MEJOR OPCIÓN MILITAR DE EEUU PARA ATACAR IRÁN: MINI-BOMBAS NUCLEARES

Publicado: enero 9, 2012 en ojo con el sordo
Etiquetas:, , , , , , , ,

El sueño dorado de todo militar que se precie, es usar con fruición el arma más poderosa y destructiva de su arsenal sin que esto implique riesgo para sus propias tropas. MacArthur pidió de rodillas (tal vez con razón) atacar a China y los principales puertos norcoreanos con contundentes cohetes nucleares, para inmediatamente tomar las posiciones, en esos inocentes tiempos de la Guerra de Corea no sabían los terribles efectos de la radiación sobre moros y cristianos.
Y es que en este 2012 se presenta el teatro de operaciones bélico ideal para un tipo de bomba fabricado y diseñado en Estados Unidos, una nueva generación de armas nucleares de baja potencia, aprobado en el presupuesto de defensa para 2004. Se trata de la mini-bomba nuclear,tiene una potencia menor a cinco kilotones de TNT, un tercio del poder contenido en la bomba que Estados Unidos arrojó a la ciudad japonesa de Hiroshima en 1945, a finales de la segunda guerra mundial.
Y está diseñada principalmente para destruir refugios subterráneos, en el caso de Irán el objetivo sería obviamente las fábricas nucleares y de plutonio construidas a decenas de metros bajo tierra. Lleva dos cargas en tándem una convencional para perforar hasta el refugio y la otra nuclear que estallará una vez encontrado el bolsón bajo tierra. Entre las ventajas de las pequeñas cargas nucleares, sus impulsores señalan menores daños colaterales (léase muertos y heridos civiles y contaminación radioactiva), mejor control y costos de mantenimiento más bajos.
Estas instalaciones estarían cubiertas por docenas o cientos de metros de roca sólida, concreto u otros materiales, que les permiten soportar ataques externos con armas convencionales.
Una de las preocupaciones de los expertos es que las mini-bombas deben alcanzar un grado de penetración profundo en la tierra, suficiente para explotar, destruir su objetivo y sellar los escombros producidos en el punto de explosión.

Un arma con un kilotón de potencia requiere adentrarse por lo menos 60 metros bajo tierra para que su explosión sea contenida.

A una profundidad de 15 metros, una explosión de un kilotón derrumbaría viviendas ubicadas hasta un kilómetro de distancia, matando a la mayoría de sus habitantes, afirma un estudio de Physicians for Social Responsibility.

Los sobrevivientes absorberían entre cientos y miles de rems de radiación, dosis probadamente fatales. El rem es una unidad de medida utilizada para cuantificar los efectos biológicos de la radiación.

Esta contaminación radioactiva vendría a ser una ventaja militar, pues evitaría por muchos años que Irán reconstruya sus fábricas.
Este tema está interesante, volveré con ese asunto espinoso acerca de la calidad o no de las armas rusas adquiridas por Irán.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s