Friedrich Wilhelm Nietzsche,poema al estilo boliviano

Publicado: octubre 19, 2007 en ojo con el sordo
Etiquetas:, , , ,

Friedrich Wilhelm Nietzsche
Cuando era adolescente acompañé a la prima de mi madre (María Piedad) a la mina Matilde a riveras del lago Titicaca. Quería conocer el barco más grande que surcaba las aguas más altas del mundo + de 4.000 mts sobre el nivel del mar. Los peruanos trozaron un barco mercante marítimo de respetable calado y tonelaje, llevando pieza por pieza por tierra hasta volverlo a armar en Puno Perú, creo que esta nave se llamaba Ollantay o Manko Kapac… no me acuerdo, pero sí sé que se dedicaba a transportar mineral boliviano.
Llegado a la Mina Matilde me aburrí inmediatamente después de ver el barco y ya quería regresar a La Paz, pero María Piedad, en ese entonces era profesora de inglés,volvía a tomar desquite a varios de sus alumnos, uno de ellos murió ahogado en el lago y imbécilmente los familiares del fallecido le endosaron la culpa a la teacher por la inmersión del muchacho que murió sin saber la lengua de Shakespeare. Bueno, en esos trámites me quedé al cuidado de la casa de la prima y era tanto mi mortal aburrimiento que descubrí un libro de poesías de Friedrich Wilhelm Nietzsche que servía de reposo a un florero. Por supuesto que estaba escrito en alemán y yo no entendía ni entiendo ese gutural idioma. Sobre un mostrador reposaba un cubo Rubic que me parece el invento más estúpido después del taca-taca (inventado por un boliviano) . Así que para capear las horas muertas me decidí a traducir el poema del alemán. Y vaya que las horas pasaron rápidamente. Como no sabía ni jota del idioma teutón, me ayudé con un pequeño librito alemán español para el turista precoz, les presento este poema traducido a mi libre albedrío.
P.D. El libro de poemas de Nietzche me lo robé y ahora está en mi casa sirviendo de reposo a un florero.
Como el poeta y filósofo era misógino le homenajeo y le dedico la foto de Jessica Más adornado sus letras.
La Barca

La noche pasada, cuando todo dormía,
y el viento derramado vago sollozo
por las callejas desiertas corría,
el lecho no me brindó reposo.

Finalmente al sueño renuncié
y corrí por la noche a la orilla,
donde hambre y barquilla encontré
-partió soñolienta, la frágil barquilla

Una hora, ¿o un año?, así transcurrieron
Entonces , mis pensamientos de pronto
en una eterna nada cayeron
y se abrió un abismo sin fondo.

Llegó la mañana – luna barca varada!
¿Qué ha pasado? – exclamó la gente.
!Pues no ha pasado nada!, !nada!
!Todos dormimos profundamente!

comentarios
  1. Anna dice:

    La historia que cuentas es muy entrañable, y la poesía es de las bonitas de verdad.

    Un beso.

  2. ojoconelsordo dice:

    Muchas gracias Anna. La semana próxima postearé una poesía mia que la compuse en plena depresión galopante, pasaré nuevamente por tu blog ha dejarte la invitación.
    Bssssssssssssssssssssssssssssssss

  3. Ivan Mario dice:

    La composicion esta muy lindo, desear al autor de esta composicion a que siga adelante con el mismo interez………. Como quisiera conocer todas sus composiciones y asi poder aprender y a conocer mas sobre sus poemas……..
    hasta pronto iii SIGA ADELANTE¡¡¡ ……… DE: IVAN MARIO HUANCA CORAZON

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s